Facebook supera su precio de salida en Bolsa

facebook bolsa

Facebook aprovechó bien el momento para su estreno bursátil, a pesar de muchas cosas. A pesar, por ejemplo, de que sus bancos colocadores marcaron un precio por acción muy superior al que deberían haber tenido. A pesar, también, de no escuchar muchas recomendaciones a cerca de sus cuentas financieras, demasiado opacas y con números que no terminaban de parecer reales.

El 17 de mayo del pasado año la red social debutaba en el mercado con gran expectación. Wall Street se vestía de gala para recibir al nuevo integrante del Nasdaq, sin embargo cerró por debajo del precio de salida. Lo siguió haciendo días y meses después, y ha sido precisamente hoy cuando la creación de Mark Zuckerberg ha conseguido superar el precio de 38 dólares al que salía a cotizar en la Bolsa.

Este miércoles al poco de abrir sus puertas el mercado americano la acción marcaba en cruce los 38,18 dólares, según pantallas de Bloomberg. Parecía que la senda adoptada en los últimos tiempos convencía  a los inversores. Han beneficado su imagen un cambio total de estrategia. Entre lo más destacado: su publicidad y el intento de diversificar además, sus fuentes de ingresos. Un resultado positivo que tenía su primer reflejo claro en las cuentas presentadas la pasada semana. Facebook superaba las expectativas del mercado con un beneficio neto por acción de 19 centavos en su segunto trimestre y unos ingresos de más de 1.800 millones de dólares.

La principal incógnita, su división de dispositivos móviles, también batió al consenso. Sus ingresos representan ya el 41% del total de la compañía y su base de usuarios se ha visto incrementada en el periodo en un 51%. Así las cosas parece que Zuckerberg vuelve a tomar las riendas del barco, que llegó a marcar un mínimo de 17,55 dólares, en la última semana ha vivido una revalorización de más de un 30% y si miramos al acumulado del mes de julio la cifra se incrementa hasta el 50%. Lo que significa, en números de andar por casa, que su capitalización bursátil -es decir, lo que vale como compañía en el mercado- supera hoy los 92.000 millones de dólares.

Anuncios

Los números de la Surface siguen sin cuadrar

surface

Se veía venir. En MasTechKnow ya comentamos en post anteriores que la tablet de Microsoft no estaba dando el resultado esperado. La compañía que dirige Steve Ballmer se introdujo tarde en este mercado y apostó por posicionarse dentro de un segmento alto dominado por el iPad de Apple. La Surface llegaba bajo el brazo con un sistema operativo bien conocido por los usuarios y unas especificaciones técnicas que la hacían compatible, incluso, con las consolas de la firma, pero no es suficiente.

A esto se suma que las ganancias que consigue se ven diluidas por unos altos costes en publicidad y un cargo contable. Esa es la explicación que lanza Microsoft dentro de su informe anual. Si hablamos de cifras los dos modelos de la tablet, presentados en octubre y febrero, suman ingresos totales superiores a los 850 millones de dólares. Es la primera cifra oficial que confirma la empresa desde el lanzamiento de las mismas y queda por debajo de la amortización de 900 millones de dólares fruto del recorte de precios en las tabletas Surface RT, el primer modelo, que no fueron vendidas.

Si añadimos además que se han gastado una cifra astronómica en campañas publicitarias, los números siguen sin salir. De hecho, esta inversión en prospección de mercado se incrementó un 10% este último año, o lo que es lo mismo: 1.400 millones de dólares. Un gran montante para tratar de ponerse al día dentro de un sector muy competitivo que no termina de solucionar a Microsoft la caída importante de ventas que vive su principal fuente de ingresos: los PC.

Como decimos, parece tarde para Microsoft, que deberá seguir pisando fuerte el acelerador. Su principal rival a batir, Apple, ha vendido en el último trimestre cerca de 24.000 millones de dólares en iPads.

Microsoft, Facebook o Google tienen los días contados

gerloff

Muchas de las quejas de la era de la tecnología es que las grandes corporaciones han perdido la humanidad. Se escucha mucho, sobre todo cuando hablamos de masivos despidos, sin embargo ahora se regresa a esa crítica haciendo referencia a prácticas irregulares con los servicios secretos. Lo ha hecho Karsten Gerloff, presidente de la Fundación de Software Libre de Europa (FSFE).

Su denuncia parte de que “para Google y Facebook somos productos, no clientes” y ha alertado de que esas mismas compañías, “sin ningún aviso previo, están nutriendo a los servicios secretos”. Con ello ha centrado su intervención, en la Euskal Encounter que se celebra hasta este domingo en el BEC de Barakaldo (Bizkaia), en una dura crítica hacia las multinacionales del sector y ha dicho que “algunas corporaciones roban nuestra información. Nosotros no solo les damos datos, sino también nuestra confianza, pues pensamos que van a proteger nuestra privacidad”.

Pero eso no es todo. Asegura que los principales nombres del sector tienen los días contados. Y todo ello a pesar de que el pastel lo tienen perfectamente repartido. Ojo a su simplificación de funciones: “Facebook define quiénes somos. Amazon establece lo que queremos y Google determina lo que pensamos”. Algo que no les salvará de desaparecer.

En concretro, Gerloff cree que “Microsoft desaparecerá en cinco o diez años y Facebook, en tres”. En el caso de esta última, a la que compara con MySpace, la ve en el incio del precipicio y apuesta a que una vez que “vaya cuesta abajo, será muy rápido”. “Es una ley matemática. Pasó con MySpace y sé que volverá a pasar“. Pero como no quiere dejarse a nadie, también ha tenido palabras para Google. Sobre el buscador asegura que, “si quiere sobrevivir, deberá reinventarse”, principal motivo por el que la compañía que dirige Steve Ballmer tampoco saldrá del atolladero.

El principal error de todas ellas, tal y como opina el experto internacional, es que “han cogido nuestros ordenadores, nuestras redes, y encima han erigido unas estructuras de control”, de hecho, califica de “traición” lo que está sucediendo con el uso de información privada. Como ejemplo, “la entrega por parte de Yahoo de información confidencial de sus clientes al Gobierno chino”, cita, aunque lamenta es es algo que “ahora hacen todos”.

Palabras que lanza con un objetivo claro: que la gente sea consciente de que puede decidir cuál va a ser la tecnología de mañana y en qué tipo de mundo vamos a vivir. Por ello, señala que “siempre hay que estar alerta y observar los nuevos sistemas”.

Apple necesita savia nueva

julian-robertson

Julian Robertson, respetado gurú y fundador del fondo de inversión libre Tiger Fund, augura un mejor futuro a Google que a Apple. Las palabras del estadounidense tienen mucho peso, ya que su empresa de inversión convirtió los 8 millones de dólares de capital inicial en más de 22 mil millones en la década de los noventa. Eso sí, una serie de malas decisiones acabaron con el cierre de sus fondos en el 2000.

En una entrevista a “Bloomberg Surveillance”, el gurú tildó al fallecido Steve Jobs de inconformista y puso en duda su capacidad de establecer una entidad a largo plazo. “Creo que la gente de Google tiene una mejor forma de hacer las cosas”, concluyó.

Es cierto que la batalla entre los dos gigantes tecnológicos se está saldando con una clara ventaja de Google sobre Apple. La creadora del iPhone ha perdido cerca de un 40% de su valor de mercado desde que alcanzara su pico en 2012. Por su parte, el Android de Google es el motor de más del 70% de los smarphones, mientras que iOs no alcanza el 20%.

Sin duda, Larry Page, CEO de Google, ha demostrado su destreza emergiendo en nuevos negocios. Y es que, desde el fallecimiento del cerebro de Apple, Steve Jobs, el 5 de octubre de 2011, el valor de mercado de la compañía ha caído un 12% mientras que Google ha repuntado en un 80%.

No vale con la vista, Google va a por el cerebro

google cerebro

La ciencia ficción ya está aquí. Todo lo que han visto en películas fantásticas, podría llegar a ser realidad. Google, en pleno desarrollo de las Google Glass, quiere ir más lejos y pretende adentrarse en las cabezas de sus usuarios. Según unas declaraciones a The Independent del vicepresidente e investigador de la estadounidense, Ben Gomes, Google desarrolla un microchip que se implanta en el cerebro.

“Ya hemos empezado a hacer pruebas con personas discapacitadas, para que puedan controlar sus sillas de ruedas con la mente” ha confirmado Gomes. Pese a las declaraciones, algunos medios apuntan a que la compañía busca entrar en la cabeza del usuario. Algunos sectores creen que la implantación de microchips en el cerebro es un grave riesgo para el cliente. Se habla, incluso, de que Google podría controlar electrónicamente a la población mediante el registro de sus compras, sus datos personales o sus redes sociales. En el otro lado de la balanza, se encuentran los que ven futuro al proyecto: se podría realizar compras sin tener que llevar dinero o identificarse sin necesidad de DNI.

En pleno estallido del escándalo de investigación por parte del Gobierno norteamericano, Google parece estar pujando fuerte y es que, al fin y al cabo, dice mantenerse al margen del caso PRISM. Y eso que el gigante norteamericano ha sido acusado varias veces de vulnerar la privacidad. En febrero, la Unión Europea dictaminó que la compañía de Larry Page incumplía normas de la UE sobre la protección de datos. Tan sólo un mes más tarde, Google pagó una multa de 5,3 millones de euros por vulnerar la privacidad con su herramienta Street View. Parece que el “rebelde” tecnológico tiene la conciencia tranquila y más, si acaban desarrollando un dispositivo que, seguro, va a provocar muchas reacciones.

Un estudiante crea la primera impresora 3D de LEGO

impresora lego

Con piezas de LEGO puede hacerse casi cualquier cosa, aunque el ingenio necesita tiempo para desarrollarse. La última: una impresora 3D creada por Matthew Kruger, un estudiante de ingeniería. El proyecto, llamado “LegoBot”, es mucho más económico que una impresora 3D original y su diseño le ha llevado nada más y nada menos que un año. Se trata de un prototipo limitado por la falta de medios del autor, pero que es capaz de realizar las funciones básicas de una impresora de estas características. La idea, después del éxito alcanzado, es que con el tiempo se perfeccione y mejore para incorporar más opciones.

Sin embargo, el prototipo de impresora es mucho más que simples piezas de LEGO. Está compuesta de cuatro fuentes de alimentación eléctrica y un software de programación NXT, del que todavía tiene que encontrar un código-g que lo interprete. Una versión inicial que el joven ingeniero quiere desarrollar con el tiempo. Su objetivo: fabricar una versión más avanzada y mejorada, tal y como detalla él mismo en la página web Instructables.

Con ello, parece que podríamos ver pronto un próximo modelo de impresora de un tamaño más reducido, con mayor estabilidad y con un archivo código-g integrado. Aunque de momento, el siguiente paso es incluir en el actual diseño del dispositivo en un archivo digital de Lego, lo que permitirá la aceleración del proceso de impresión digital en todas las partes de la impresora. Además, el paciente creador, también ha añadido un sistema de equilibrio para compensar el peso del motor gracias a un ajuste en las lentes de este.

IBM apuesta sobre seguro y capea el descenso de demanda

ibm

IBM confía en el buen desempeño de sus funciones este año. Bate al consenso en el segundo trimestre y eleva pronóstico de ganancias para el conjunto de 2013. Parece que la reducción de costes y la recompra de acciones dan un buen resultado. Sin olvidar que se ha distanciado de aquellos negocios que le daban pocos márgenes de beneficios y ha recortado, de forma significativa, su fuerza laboral.

Excluyendo extraordinarios gana 3,91 dólares por acción. Un buen empuje que viene motivado por su cambio de estrategia: apostar por las áreas de negocio de más rápido crecimiento, entre ellas, el cloud computing y el análisis de datos. Claves que analistas citados por Bloomberg valoran positivamente, además todo parece indicar que la compañía se posiciona en el lado correcto y tiene recorrido en el tiempo.

Ojo sin embargo a los ingresos que siguen disminuyendo hasta los 24.900 millones de dólares. Un 3,3% menos que hace un año. La razón: la caída de la demanda y los cambios de divisas. Y es que, por ejemplo, en Japón, donde IBM concentró un 10% de sus ventas el pasado año, el yen ha caído un 5% frente al dólar en el segundo trimestre.

Un golpe que también sienten sus principales competidores. Accenture no alcanzó la previsión de ventas del mercado y Oracle, ha decepcionado en sus estimaciones de ventas en los dos últimos trimestres de forma consecutiva. Es por eso que IBM apuesta a lo grande y habla ya de su plan quinquenal. Su hoja de ruta, en lo que a ingresos se refiere, pasa por alcanzar los 20 dólares por acción en 2015, frenre a los 15,25 dólares que obtuvo a cierre del 2012. Para ello, no descarta combinar sus mejores cartas: la recompra de acciones, adquisiciones e inversiones en los mercados de mayor crecimiento.